Cinco recetas fáciles de preparar cuando no tienes tiempo

Muchas veces ocurre que por más que tenemos hambre y ganas de cocinar una comida súper saludable y deliciosa, no contamos con el tiempo suficiente para dedicarle a su preparación. Hoy te diremos cinco recetas fáciles de hacer, que te ayudarán a no saltarte las comidas por prisa. ¡Toma nota!

Cinco recetas fáciles de preparar cuando no tienes tiempo para cocinar

1. Sándwich de atún

recetas fáciles para preparar en poco tiempo

Es tan sencillo como untar dos rebanadas de pan con salsa de atún (puedes prepararla mezclando atún con mayonesa, mostaza o cualquier aderezo o especie de tu preferencia), incluir dos rodajas de tomate y un poco de lechuga fresca. ¡Listo! Tienes un platillo delicioso, nutritivo, balanceado y práctico de transportar.

2. Pasta con salsa y queso

recetas fáciles para preparar en poco tiempo

Cocinar pasta no te quitará más de quince minutos. Mientras alcanza su punto de cocción, puedes preparar una salsa de queso fundido y comerla al estilo mac’n’cheese. Puede que no sea el platillo más balanceado, pero es delicioso y te brindará la energía necesaria por unas horas. Solo asegúrate de alimentarte mucho mejor en tu próxima comida.

3. Fajitas de pollo

recetas fáciles para preparar en poco tiempo

Puedes comprar las fajitas comerciales que venden en el supermercado; vienen en varias presentaciones (principalmente, de pan pita y pan integral). Prepara una pechuga de pollo salteada con vegetales y rellena las fajitas con este guiso. No solo es muy delicioso, sino que puedes comer más de una sin sentir culpa alguna.

4. Hot dogs

recetas fáciles para preparar en poco tiempo

¿Quién no disfruta de este platillo de comida rápida? Es mucho más sencillo de preparar que las hamburguesas y además está listo en menos tiempo. Puedes agregarle todos los ingredientes que te gusten, desde una selección de salsas hasta cebolla picada y trozos de palta. ¡Ñoooommyy!

5. Ensalada

recetas fáciles para preparar en poco tiempo

Vale, suficientes calorías hasta ahora. Una ensalada de vegetales frescos con una porción de proteína (como pollo, atún o huevo) es suficiente para preparar una comida saludable en poco tiempo. Solo debes lavar muy bien los vegetales y cocinar la proteína hasta que alcance el punto deseado.

Recuerda que no es bueno acostumbrarse a comer de esta manera tan seguido, pero todas las anteriores son recetas que pueden sacarte de apuros en poco tiempo. Diviértete probando nuevas combinaciones y así conseguirás comer rico aunque tengas prisa. ¡Bon appétit!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *